¿SABÍAS QUE...?

Así cae una mujer en el maltrato de su pareja

Se conocieron. Fue amor a primera vista. El enamoramiento iba rápido. Era demasiado perfecto. El cuento de hadas que todo el mundo quiere. Al principio la vigilancia y el control se camuflaba bajo la “preocupación”. Suele pasar. Los celos, incluso, son percibidos como bonitos, como parte del enamoramiento ciego, locura romántica. Te podría pasar a ti. Nadie está a salvo. Desgraciadamente, no siempre podemos conocer a fondo a aquel con quien nos juntamos.

Captura de pantalla 2016-03-22 a las 21.12.27

Pero querer no significa controlar. Querer significa dejar al otro libre para que decida su destino. Durante 11 años, ella tuvo que soportar maltrato constante. Insultos. Vigilancia. Su casa, su cárcel. No era feliz ella. No era feliz él. Pero daba igual. Ella estaba a su merced. El terror de saber que el hombre que más temes duerme a tu lado es algo que muchas mujeres sufren en silencio. Mujeres a las que ese hombre ha obligado a aislarse. Sin amigas. Sin apoyos. Sin nadie más que su captor.

Ella decidió romper esas cadenas. Una noche metió en el coche a sus hijos y escapó. Durante seis meses no paró de llorar. Sin dinero, sin experiencia laboral, sin apoyos y con el soplo de su peor pesadilla en la nuca. Pero se dio cuenta de que si eres capaz de aguantar un maltrato, eres una persona muy fuerte. Se puso a trabajar, luchó por la custodia de los niños y quiso devolver parte de la ayuda recibida.

Captura de pantalla 2016-03-22 a las 21.06.48

La protagonista de esta historia se llama Ana Bella Estévez y es la mujer de la foto que ves. Hoy Ana Bella es la creadora de la Fundación Ana Bella, que ayuda a mujeres en situaciones de violencia de género. Ahora Ana tiene un reto: necesita apoyo para mantener 2 pisos de acogida que ha donado el Banco de Sabadell para dar un hogar seguro a mujeres que necesitan la misma ayuda que tanto le hizo falta a ella hace años.

Captura de pantalla 2016-03-22 a las 21.07.39

Por eso ha creado un grupo en Teaming, donde intenta recaudar para poder continuar con su labor, que es muy importante, pues ella no solo ayuda a que las mismas afectadas salgan de su situación infernal sino que consigue que actúen como agentes del cambio social. Un hurra por esta mujer valiente. Y algo más. Quizás, ¿un euro al mes? Mira aquí su página de Teaming. Nunca un euro estuvo mejor invertido.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s